Si eres runner, evita lesionarte las rodillas

Equilibrio Físico

Las articulaciones son las más expuestas al ser corredor, pero claro que se pueden evitar lesiones si se usa una técnica adecuada.

Si eres un corredor experimentado, y si no también, debes saber que este deporte es de mucho impacto y el riesgo de lesión es elevado, aunque no lo parezca. Las lesiones pueden variar de intensidad de persona a persona, en algunos casos con un poco de reposo se solucionan, sin embargo, en otros es necesaria una cirugía, por eso es importante tomar las medidas adecuadas para prevenir los accidentes.

En este sentido, la rodilla es la articulación más compleja y vulnerable de todo el cuerpo, ya que es la responsable de soportar todo el peso del tronco. Por eso, cualquier error en la técnica o un entrenamiento inadecuado puede ser motivo para una lesión severa. Un ejemplo de esto es realizar cambios bruscos en la velocidad, distancia o no realizar los descansos suficientes durante una carrera.

La falta de estiramiento o realizar mal está práctica puede ser la causa de lesiones. Asimismo, utilizar mal algunos aparatos o no contar con los tenis adecuados a la anatomía y forma de caminar, son también motivo de lesiones. Los expertos recomiendan, sobre todo, aplicar el sentido común al correr, ser consciente al hacer el calentamiento y durante los estiramientos. También realizar ejercicio de forma gradual y de acuerdo al nivel de cada corredor.

Lesiones de rodilla más comunes

Tendinitis rotuliana: Inflamación en el tendón rotuliano, el que une la rótula a la pierna. Se da por sobrecarga y movimientos repetitivos.

Periostitis tibial: El estrés de tibia se produce por sobrecarga de trabajo, al aumentar el entrenamiento de forma brusca.

Fascitis plantar: Inflamación de la fascia plantar, tendón en la planta del pie. Se da principalmente por sobrepeso, pasar mucho tiempo parado o utilizar zapatos inadecuados.

Síndrome de la cintilla iliotibial: Inflamación del tendón que conecta la cadera con la rodilla. También se conoce como rodilla del corredor. Ocasiona dolor en las caderas o en la parte externa de las rodillas.

Tendinitis aquilea: Inflamación del tendón de Aquiles que ocasiona dolor en la parte posterior inferior de la pierna. Puede llegar a ser grave al punto de requerir cirugía.

Rotura fibrilar en los isquiotibiales: Algunos tirones en los isquiotibiales pueden provocar desgarre de músculos. Se ocasiona por estirar demasiado sin haber calentado previamente.

Condropatía rotuliana: Reblandecimiento del cartílago producido por el mal posicionamiento de la rótula respecto del fémur o por inestabilidad.

Cómo evitar las lesiones de rodillas

Calentamiento y estiramiento: Son esenciales para prevenir cualquier tipo de lesión. El primero aumenta la temperatura y prepara al cuerpo para el ejercicio, el segundo alivia la tensión.

Controlar el peso: Cada kilo significan cinco extras de presión sobre la rótula, por la importancia.

Aumentar la intensidad progresivamente: Realiza ejercicio de forma constante y periódica para aumentar tu rendimiento, evita precipitarte.

Cuidar la técnica al correr: Un error en la postura, en la forma de avanzar o pisar, puede ser un problema a largo plazo, ya que se van sobrecargando las rodillas. Sé consciente de tu cuerpo al correr.

Elegir el calzado adecuado: elige los que sujetan bien al pie y los que te proporcionan una amortiguación ideal en caso de que solamente corras.

Cuidar la dieta: Como en cualquier deporte, tu alimentación debe ser equilibrada y rica en vitaminas A, C, D, calcio y ácidos grasos Omega-3. También no olvides tomar abundante agua, sobre todo después de hacer ejercicio.

Toma en cuenta estas recomendaciones y disfruta de un estilo de vida saludable sin incidentes. Recuerda que en fresko.com.mx siempre encontrarás los alimentos más naturales y frescos para cuidar tu dieta y complementar tu actividad física. Ordena en línea y recibe a domicilio.



Suscríbete y recibe información

  • ¡Gracias por registrarte!

    ¡Hubo un error! inténtalo nuevamente